lunes, agosto 22, 2005

Cuando


Cuando pensaba en ella solía recordar las tardes tristes, de llovizna suave, en que hacíamos el amor. En que su cuerpo calentaba mi afligido espíritu, contaminado de derrotas, de espejos rotos, de recuerdos atroces de inviernos emparamados de soledades. Cuando pensaba en ella solía escribirla, describirla y pintarla. Tenía un lienzo que todos los días retocaba, hasta hacer de sus atributos rasgos estrambóticos, enormes ojos, enormes tetas, enorme culo, todo era enorme, todo quería que fuera enorme para que no dejara de asombrarme.

Cuando la besaba sentía sus labios dibujando mis labios, sentía su aliento entrar en mi, purificándome, salvándome como cuando das respiración a un ahogado. Sentía su boca ansiosa por comerme, por probarme, por degustarme, por recorrerme. Un beso y yo me alimentaba de su alma, de su ser, de esos ojitos lindos que a veces yo sorprendía abiertos, porque le gustaba mirar mi cara cuando la besaba.

Cuando la tocaba sentía mi mano irse por miles de naturalezas salvajes, agrestes, llenas de la violencia de las primeras veces, en que cada trozo de sus carnes era nuevo, era mil veces nuevo, tenía el poder de la renovación seguido de un siempre inesperado gemido, imponente, suave, callado, absorto, expectante por que esa mano siguiera de largo y se bañara de lo prohibido. Mis dedos tocaban melodías asombrosas en su cuerpo, una música épica, cargada de ternura y sensualidad.

Cuando le hacía el amor desnudaba hasta sus más íntimos, secretos y perversos secretos, con los cuales ella jugaba como una sinvergüenza, escandalizándome con sus montones de ternuras, de indecencias. Me hacía cómplice de sus más prodigiosos delitos y crímenes, sentía la sevicia de una pasión sanguinolenta y ladina, totalmente traicionera, totalmente inesperada, completamente entregada.

Cuando lloraba por ella la maldecía, me deshacía en mis propias lágrimas, pensaba en su rostro, en sus manos, en su brillante y largo cabello, que ella había mutilado y opacado a punta de dolor de tanto pensar en el momento en que nos perdimos irremediablemente… en ese momento en que nos volvimos locos, y nos aniquilamos con tantos besos que pasaron por nuestros labios y siguieron derecho a nuestra alma, quemándola de gusto.

21 Comments:

Blogger Alondra de Dupont said...

"antes de dormir y luego de pedir a Dios por el bienestar de quienes amo, pido ya no por olvidarte y sacarte de mi pasado, ahora pido por recordarte y no sentir el dolor que me has dejado"

besos y sonrisas

martes, agosto 23, 2005 1:07:00 a. m.  
Blogger Jerry said...

Cuando se siente el vacío de la ausencia, se pregunta uno: ¿de que se trato todo? Una simple pasión, una euforia, o quizás una aventura más en el camino…
Y si fue así, de que sirvió tanto sentimiento derrochado…


Saludos Alvaro.

martes, agosto 23, 2005 1:36:00 a. m.  
Anonymous aquel Eric said...

Memorias que evocan trozos del alma, trozos que se van desprendiendo de nosotros y vamos levantando timidamente para recordarnos lo que fuimos y lo que somos.

Siempre he dicho que somos nuestro pasado y seremos nuestro presente...

martes, agosto 23, 2005 8:46:00 a. m.  
Anonymous noemi said...

Que bello e intensa es la etapa de descubrimiento y ataque al cuerpo de otro..
Muy bonito tu texto.

martes, agosto 23, 2005 9:44:00 a. m.  
Blogger César Andrés Ramírez G. said...

Casi pude sentir una erección al leer su post, mi querido amigo, jajaja.

Saludos Alvarín.

martes, agosto 23, 2005 10:45:00 a. m.  
Blogger Just Me said...

tomandome la licencia de ser odiosa ....que le diste tu a ella además del placer?, tomaste todo lo que te ofreció y lloraste cuando aquello desapareció....como hace un tiempo lei lo que escribiste sobre los fantasmas podria decirte que los recuerdos son fantasmas ...que se apoderan de nuestro ser muchas veces para mostrarnos lo que tuvimos, lo que perdimos, lo que alejamos, las lecciones que nos dejaron, las lágrimas que derramamos y que tiñeron de tristeza aquellos seres que de una u otra forma fueron importantes en su momento

Un abrazo :)

martes, agosto 23, 2005 11:47:00 a. m.  
Blogger Jose Alonso said...

Sin palabras. Creo que un objeto real o fantasioso puede hacernos sentir de todo. El problema es cómo lo interpretemos.

martes, agosto 23, 2005 12:39:00 p. m.  
Blogger Dra. Kleine said...

Sabes que entonces tuviste la dicha de recordar ese pasado a cada sorbo? a cada tiento? a cada instante que lo rememorabas lo vivías y bien tenías...aún cuando todo se haya ido lejos, haya caído al vacío, haya terminado en desgarres que no llegaron bien, fué en el inter un salvamento por conservar lo mejor de lo que había entre esos que se volvieron amantes insaciables...Yo sería igual. Muchos saludos chico!

martes, agosto 23, 2005 3:54:00 p. m.  
Blogger Coffee Maker said...

Combinar lo suave con lo fuerte es tan interesante y necesario. Esta parte solo me salío de repente en la mente: Cuando traspases la piel de quién te acompaña, y cuando sientas el mismo correr de la sangre, llenando el vacío que queda sobre el cuerpo cuando se está ausente, espero que lo pueda leer.

martes, agosto 23, 2005 4:47:00 p. m.  
Blogger Foucault said...

Pasaba a saludar!

martes, agosto 23, 2005 5:27:00 p. m.  
Blogger CRONICAS VALLENATAS said...

YO TAMBIÉN.

Desde laPerla del Otún.

martes, agosto 23, 2005 8:04:00 p. m.  
Blogger Rana said...

Hay algo mejor que el sonido de las gotas de agua en un tejado de lata caliente. El amor como acto bajo ese techo. Lo erotico, pintado con palabras.
Saludos.

martes, agosto 23, 2005 10:04:00 p. m.  
Blogger vrmart said...

dois tiros na solidão, três vivas à loucura insana de amar alguém. que todos tenhamos mais que vida. eu quero vida e passión!

o daseinmann.blogspot.com está de portas abertas e estouradas e arrombadas a todos.

sin más.

vldnl.

martes, agosto 23, 2005 11:38:00 p. m.  
Blogger Luna said...

Que hermosas palabras…pase de visita y quede extasiada con la lectura. Pienso que esos hermosos momentos cuando hay una entrega sin restricciones y con el alma puesta en el espacio y el tiempo, son momentos para recordar sin lagrimas y maldiciones...porque so la huella imborrable del sentimiento; además cuando más duele es cuando más extrañamos.

Saludos y que bonitas palabras :)

miércoles, agosto 24, 2005 1:44:00 a. m.  
Blogger Pili said...

Me hiciste sentir bien.

miércoles, agosto 24, 2005 5:07:00 p. m.  
Blogger naty compares to you said...

hola

me gusta la palabra derrota...

saludando..

jueves, agosto 25, 2005 5:46:00 p. m.  
Blogger  said...

Sólo tengo una palabra:



¡Sublime!

jueves, agosto 25, 2005 8:54:00 p. m.  
Blogger Zaz said...

Gracias.Has logrado que un recuerdo dormido despierte...

Ahora brama.

martes, agosto 30, 2005 7:34:00 p. m.  
Blogger incohezo said...

primera vez por estos lados, me gusta como escribes , y describes perfectamente como ha sido la antesala a ahora mi tormento, te daras cuenta si visitas mi blog , claroe s un poco malo pero muy sincero. sigo viniendo por aqui

miércoles, agosto 31, 2005 5:40:00 p. m.  
Blogger Misionero said...

Nunca hay derroche en el amor... aunque se pierda lo vivido queda escrito en el corazón con tinta indeleble. excelente texto, fuerte en vibraciones eroticas y profundas turbulencias. te felicito lo bien logrado. Saludos

domingo, octubre 30, 2005 12:26:00 a. m.  
Blogger blanco26 said...

el mundo va mal, pero si no creemos que podemos avanzar no sirve d enada vivir, sera como estar solo un dia en el mundo

viernes, diciembre 16, 2005 3:24:00 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home

Dónde Más Estoy?